Archive for abril, 2009

¡A la p. calle!

A estos directivos que se muestran seguros ante su personal pero nerviosos ante sus supervisores, no les tiembla el pulso para cesar a aquellos que les han ayudado. ¡Se siente! Todos los interinos de núcleos cabecera a la p. calle. Pero eso no lo han hecho en todas las gerencias. ¿Diferencia? Algunos directivos son aduladores, serviles y exhibicionistas con sus jefes, si sus jefes insinuan que hay que sacar todas las plazas, ni se lo plantean, hay que quedar mejor que nadie. Y así quedan, como Cagancho en Murcia.
Es verdad que puede que algún directivo deje a su ahijado en una plaza oculta, pero por lo menos no se pasan de obedientes y tendran que explicar los motivos de dejar sin cubrir esa plaza. Otros, lo que les digan en Mérida.
pettitY, hay que dejarse de pamplinas, por encima de todo lo que diga Mérida. Cuando llegue el verano, si se aprietan las tuercas como parece, al personal de atención continuada, es muy probable que nos vayamos de vacaciones en noviembre.
Si todo pasa por Mérida, nosotros proponemos a la Consejera que se cierren las gerencias, se deje una delegación administrativa, y todos los directivos a Mérida. Y aprovechando los movimientos, algunos que se vayan a la p. calle, y alli que miren a la cara a esos compañeros a los que, sin una palabra de agradecimiento, mandan a la p. calle.
¡Hay que jo…!

Anuncios

28 abril, 2009 at 10:23 pm 9 comentarios

¡Yo no firmo!

rejectY seguimos con las lecciones de un buen directivo.
Mientras los capataces que tenemos se limitan a decir: “Esto lo ha dicho Mérida”, pero para quedar bien ante sus antiguos compañeros les dicen que no comparten esa decisión de Mérida, pero sin que lo sepan en la capital autonómica.
A estos capataces les contaremos otra pequeña anécdota de ese mismo directivo, el que no estaba para ver moverse las banderas.
En una visita a Madrid, en la Dirección General, le presentan el contrato para su unidad. Manifiesta que con ese dinero que dan no es posible cumplir. Los de la D.General dicen:”Esto es lo que hay”. El directivo vuelve a leer el contrato, se lo devuelve al director general y le dice:”Pues yo no firmo en esas condiciones. Me marcho y si cambiáis de opinión me llamáis de nuevo”.
Y se volvió por la nacional V.
Con un nuevo contrato que contemplaba lo que pedía.
¡Lo mismo que los capataces que tenemos!
¿Cómo no lo dejáis? ¡Si lo dice Mérida, que no sois imprescindibles!

25 abril, 2009 at 11:40 am 5 comentarios

25 de Abril

Para los más jóvenes y para los capataces esta fecha no les dirá nada. Para los canosos o los que ya no tenemos pelo, y que todavía nos queda dignidad, el 25 de abril nos trae muchos recuerdos.
En febrero Antonio de Spínola, general portugués había publicado “Portugal e o futuro”, en marzo el Movimento das Forças Armadas (MFA) pone en circulación bajo el sello de Movimento dos Capitães el documento “Os Militares, as Forças Armadas e a Nação” del gen Melo Antunes. El 16 de marzo hay una tentativa de golpe por el Regimento de Infantaria 5 das Caldas da Rainha, que marcha sobre Lisboa. La tentativa falla en su objetivo. El 24 de Abril, la emisión en varias emisoras portuguesas de la canción de Paulo de Carvalho “e depois do adeus” pone en marcha el golpe. 25 de Abril a las 0:20 en el programa Limite de Rádio Renancença, se emite ” Grândola Vila Morena ” de José Afonso, señal de que las maniobras militares han comenzado y son irreversibles. A las 19 horas el presidente dictador Marcelo Caetano se rinde. El golpe ha triunfado.

25deabrilGrândola, vila morena
Terra da fraternidade
O povo é quem mais ordena
Dentro de ti, ó cidade

Dentro de ti, ó cidade
O povo é quem mais ordena
Terra da fraternidade
Grândola, vila morena

Em cada esquina um amigo
Em cada rosto igualdade
Grândola, vila morena
Terra da fraternidade

25_de_abril_1974_portugalTerra da fraternidade
Grândola, vila morena
Em cada rosto igualdade
O povo é quem mais ordena

À sombra duma azinheira
Que já não sabia a idade
Jurei ter por companheira
Grândola a tua vontade

Grândola a tua vontade
Jurei ter por companheira
À sombra duma azinheira
Que já não sabia a idade

25 abril, 2009 at 8:57 am 1 comentario

Ver cómo se mueven las banderas

A un directivo actual, que ya lo fué en tiempos del INSALUD, nos dicen que en un cambio de directores le ofrecieron una dirección con poco contenido. Renunció a la dirección: “Yo no sirvo para ver cómo se mueven las banderas” Y se marchó a su plaza.
bandera_extremadura2En estos tiempos de centralización férrea en el SES, este ejemplo debería cundir entre nuestros directivos actuales, pero el sillón es el sillón. Por ejemplo, ¿Para qué queremos una dirección médica o una dirección de recursos humanos si todo, todo, todo lo tiene que aprobar Mérida. Ni pactos de gestión ni plazas ni sustituciones. Nada de nada. Es decir, su tarea es de “listeros”, pasar lista y ver si los currantes están en su sitio o no, transmitir las “ordenes” de los Servicios Centrales sin rechistar -lo dice Mérida-, y esperar. Esperar a ver si el viento mueve las banderas, esperar a ver si los pocos que colaboran se aburren, esperar que “los de Mérida les digan lo buenos que son”, y mientras dejan el cortijo como un solar; claro que poco es lo que les importa ni el cortijo ni los que trabajan en él.
Claro que es muy posible que el viento no sólo mueva las banderas, puede que les mueva el sillón y los devuelva a su sitio.
¡Si en tu plaza estabas mejor!
¡Vete que igual te lo agradecen!
¡Vete que te lo agradecen igual!
Estamos cabreados, más de lo que deberíamos. Al fin y a la postre nos debería dar lo mismo. Trabajamos lo mejor que sabemos y podemos y atendemos a nuestros pacientes-usuarios-clientes como si fueran a la privada, y nos estamos cansando, nos estamos cabreando,…
Como diría Frenán Gómez, ¡A la mierda! Eso sí, con todo nuestro cariño, que os queremos como antes… (¿Antes de qué?)

21 abril, 2009 at 10:22 pm 8 comentarios

¿Por qué no eligen Medicina de Familia?

De El Supositorio (Vicente Baos, médico de familia):
En los últimos días nos han ido llegando las noticias sobre la elección MIR de este año. Entrevistas con los números 1 y 2, listado de especialidades más demandadas…., junto con otra noticia: Al llegar al número 2575, sólo se habían escogido 55 plazas de Medicina de Familia.
Los primeros números se decantaban por la Cardiología, especialidad que sigue detentando el culmen del prestigio social. Sabemos de la importancia del corazón y de la mortalidad cardiovascular, pero no deja de ser un “cacho” del cuerpo que no vive aislado del resto, en un organismo pluriorgánico complejo como es el ser humano. Otras especialidades demandadas han sido la Dermatología y la Cirugía Plástica.
¿Por qué no eligen Medicina de Familia?.
La educación médica universitaria española sigue siendo un modelo de “cachitos” donde se prima al estudiante a que elija su “cachito” preferido. Socialmente, el saber mucho de tu “cachito” te da más prestigio social que saber abordar de forma amplia un gran número de “problemas” que un “cachito” o varios “cachitos” pueden producir. Y cuando es así, un problema de “múltiples cachitos”, ¿qué “cachitólogo” debo elegir para que me cachitocorrija?.
En mi opinión, nuestro declive y falta de atractivo no depende del contenido teórico y global del abordaje clínico y psicosocial que la Medicina de Familia sabe realizar y de la formación amplia de un buen médico de familia puede aplicar. La respuesta a la falta de atractivo está en la denigrante, mal estructurada, desmotivadora realidad de la organización de la atención primaria en nuestro país.
¿Qué médico joven puede ver de atractivo en que yo, médico de familia interesado y esforzado, con 22 años de experiencia desde que acabé el MIR, atienda a 50 personas al día (42 citas y 8 sin cita porque falta la pediatra) desde las 8.30 a las 15 horas sin descanso, con la sensación de que puedes hacer más cosas pero también menos (papeles, etc) y que me sienta cansado y exprimido?
Nadie, sería absurdo y tonto pensar que el futuro profesional va a ser eso el resto de tu vida. En esta dinámica estamos atrapados los médicos de familia que desarrollamos la especialidad hace muchos años. Yo pude haber elegido otras muchas especialidades “cachitiles” pero quería saber de todo y ejercer una medicina clínica de calidad y amplia. La realidad nos ha decepcionado y los gestores sucesivos a lo largo de estos años han permitido, y nos agravarán en el futuro, al menos en la Comunidad de Madrid, la situación actual.
No quiero acabar este comentario desde una perspectiva amarga. El atractivo social y las perspectivas económicas influyen mucho en las decisiones de un médico al elegir el MIR en estos momentos. La realización de una medicina de habilidades técnicas específicas o de manejo de unas pocas enfermedades deja un vacío en el abordaje inicial (amplio en el diagnóstico diferencial, incertidumbre evolutiva…) que caracteriza la presentación de la mayoría de las enfermedades pluriorgánicas o los síntomas psicosociales. ¿Quién escucha, valora y hace aproximaciones diagnósticas y terapéuticas de estos pacientes?: El médico de familia. Porque, además, en la sanidad pública, al menos en mi zona, no hay “cachitólogo” que dé una cita antes de 3 meses o “ya le llamaremos”.
O lo entienden los gestores y nos tratan mejor, o la sanidad en España va a ir deteriorándose de una manera que nadie puede ni imaginarse.

18 abril, 2009 at 11:33 am Deja un comentario

Faltan médicos sobran directivos

En estos momento de crisis falta dinero para sufragar todos los gastos de personal en el sistema sanitario, y lo notaremos en las ausencias de compañeros que no serán sustituidas o en que no todas las plazas proyectadas se cubran. Más carga de trabajo sobre unos profesionales ya de por sí sobrecargados. Es muy probable que algún directivo, desde su cómodo sillón mire los datos del ordenador y diga: “No están sobrecargados, sólo ven 30 pacientes diarios”. Esto es un reflejo de la mediocridad y estupidez de bastantes directivos que nos han tocado en suerte. Les dicen que a partir de la fecha de… se mirará el rendimiento en Jara y ellos (y ellas) miran Jara y ven (algunos) que Jara es una patata que no es utilizada por la mayor parte de los profesionales y callan, callan miserablemente y se justifican diciendo:”Hay que registrar, que sobra tiempo”. Otros directivos (directivas) no llegan ni a eso y cumplen su misión de correveydile y punto.

Mientras, en los centros de trabajo, el día a día va quemando a los profesionales que, por si fuera poco, han de cubrir a los ausentes pues no hay sustitutos y han de cumplimentar el Jara para que su trabajo aparezca reflejado, no importa si la herramienta va lenta o no, y si hoy no va, mañana cumplimentas lo de hoy y lo de mañana. Y cuando termines te vas a la calle a hacer tus avisos y los del compañero ausente.
Entre tanto, los directivos ineptos contemplan las nubes desde las ventanas de sus despachos. ¿Qué toca hacer hoy? A ver qué nos han ordenado desde los Servicios Centrales, que ya no hay autonomía alguna en las áreas. Pues nos toca apretar el boton del Jara para ver cuantas consultas se han realizado este mes: ¡Qué pocas! Llamaremos a los centros para que hagan más consultas…
carlosgomezEn algún lugar de Extremadura, algún directivo está diciendo: “Esto se hace así pues se necesita, no importa lo que digan los Servicios Centrales. Y si para ello se necesita contratar a X profesionales, se les contrata!”.
Dicen que toda esta historia de la centralización de contrataciones y demás no es más que una treta para controlar a Carlos Gómez. Sin embargo, dicen, Carlos Gómez sigue haciendo lo que cree que ha de hacer.
Tambien dicen que es de los pocos que lo está haciendo bien.
En el resto, sobran directivos y faltan médicos.

18 abril, 2009 at 10:15 am 4 comentarios

Aniversario

Mientras esperamos la publcación de los listados definitivos o provisional-definitivos:
13a1-triunforepublica

14 abril, 2009 at 1:15 pm 3 comentarios

Entradas antiguas


Entradas recientes

abril 2009
L M X J V S D
« Mar   May »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  

RSS Cadena Ser. Deportes

  • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.